Los invisibles: El documental que desnuda la precariedad laboral tras servicios de plataformas digitales


En un documental de 42 minutos, el canal de origen alemán, Deutsche Welle, desnuda la realidad que atraviesan miles de trabajadores y trabajadoras en relación a empleos precarizados relacionados al ámbito de algunos gigantes de la tecnología.

¿Cómo se nutre la inteligencia artificial de Google o quién modera el contenido pornográfico o denunciado en plataformas como Facebook? Bueno, tras esto no sólo hay tecnología: hay humanos. Personas encargadas de mediar entre los sistemas y algoritmos de las plataformas, y la información que de allí se desprende.

Nathalie, quien se autodefine como “microtrabajadora”, es subcontratada a través de una empresa de tecnologías que a su vez le trabaja a Google, para quien finalmente presta sus servicios. Estos “microtrabajos” consisten en nutrir la inteligencia artificial del buscador al comparar palabras clave con su significado contextual.

Claro, y es que cuando tú usas cualquiera de los buscadores más reconocidos del planeta, el término o palabra que ingresas no arroja resultados sólo en base a la inteligencia artificial, sino que también gracias a cientos de “microtrabajadores” que alrededor del mundo ayudan a aclarar, por ejemplo, las diferencias o similitudes culturales que existen en una búsqueda.

El contrato de Nathalie exige confidencialidad total, pues nadie debe enterarse del trabajo que ella y miles de otros “microtrabajadores” realizan, por lo que al contar esto en el documental, rompe el secretismo y desnuda un tipo de labor que ella califica como un trabajo “que robotiza”.  Por cierto, su contrato sólo se remite a los deberes, pues no existe un “contrato” como tal que incluya seguro social ni derechos laborales.

Las princesas que Disney olvidó

Otro de los crudos relatos que podemos ver en el documental, aborda los servicios de atención al público a través de canales digitales que llevan a cabo plataformas que, por ejemplo, trabajan para Disney.

Nomena, de Madagascar, tiene un microtrabajo respondiendo en el canal de atención digital de Disney. Obviamente su nombre no aparece en la plana de empleados del gigante de la entretención, pues también esta labor corre bajo la subcontratación.

Trabaja 48 horas a la semana y su salario mensual es de 200 euros. Un sueldo muy distinto al acordado inicialmente, pues se le ofrecieron 2.8 euros por hora, que sería algo así como 540 euros mensuales. Finalmente, terminan pagándole casi 3 veces menos de lo pactado.

La demanda a Facebook

Uno de los casos más impactantes, es el de los moderadores de Facebook, ejemplificados en el caso de los subcontratados por la empresa CPL Resources, en Dublín.

Chris Gray trabajó subcontratado moderando contenido en la red social creada por Mark Zuckerberg, y su tarea consistía en revisar prácticamente todo el día contenido inapropiado y denunciado por los usuarios de la plataforma.

Pornografía, violencia explícita, asesinatos, zoofilia e inclusive pedofilia, era parte del tipo de contenidos que Chris debía mirar todo el día para poder evaluarlo y eliminarlo de Facebook.

Luego de un tiempo, esto terminó por pasarle la cuenta psicológicamente. Un colapso que no pudo contar a un psicólogo o inclusive a su esposa, pues el acuerdo de confidencialidad le impedía hablar sobre su trabajo por el resto de su vida.

Una vez que se vio sobrepasado, decidió contactar a un abogado y, además de renunciar, presentó una demanda conjunta en contra del gigante tecnológico para que asuma que hubo un vínculo laboral con él y otros trabajadores, para que se hagan cargo del daño psicológico grave al que se vieron expuestos.

Además de estas historias, en el documental podrás conocer cómo se están organizando algunos/as trabajadores/as de las plataformas de delivery, como Uber Eats o Rappi, que incluso en algunos países forman cooperativas para exigir derechos laborales.

Te dejamos acá el documental completo para que puedas reflexionar de lo que hay detrás de las grandes tecnologías, del uso de las redes sociales y cómo no todo es un “me gusta” para quienes sostienen el funcionamiento de los gigantes tecnológicos.

Los invisibles: El documental que desnuda la precariedad laboral tras servicios de plataformas digitales

0 Comentarios